EcoHabitar

EL PORTAL DE REFERENCIA EN BIOCONSTRUCCIÓN

Modo de vida Vs impacto sobre el territorio (parte 1)

¿Cuántas personas pueden vivir en un lugar y en qué situaciones para que exista equilibrio?

Desde un contexto de crisis climática, intuimos que tanto nuestro modo de vida, como los espacios arquitectónicos donde habitamos, tienen un impacto real sobre el planeta. Si queremos recuperar el equilibrio con la naturaleza y habitar en un espacio concreto ¿cuántas personas podríamos vivir, en qué superficie y en qué situaciones? 

Los 3 perfiles: usuario Can Masdeu, usuario La Borda y usuario Base

Para saber cuántas personas pueden vivir realmente en un lugar, necesitamos saber cómo viven esas personas. Por ello, se analizan tres perfiles de usuarios que representan tres maneras diferentes de habitar la vivienda. De cada perfil se estudiaran las necesidades espaciales y el uso de los flujos (las necesidades hídricas, el confort térmico a partir del uso de la calefacción, la cocción, el uso de aparatos eléctricos, la iluminación artificial, la gestión de los residuos, etc.). 

Perfil Can Masdeu

Este perfil de usuario reside en la antigua masía de Can Masdeu. La comunidad de Can Masdeu ha trabajado durante 20 años para rehabilitar el patrimonio arquitectónico del lugar. Históricamente Can Masdeu ha sido una edificación vinculada al carácter agrícola de la zona que dispone de una red de minas, pozos y balsas que captan agua para regadío y uso doméstico. 

La lejanía con el núcleo urbano de Barcelona, la capacidad de autoabastecimiento y el hecho de que prácticamente no esté conectado a las redes de suministros, influye en la conciencia ambiental de la comunidad, entre la que se fomenta la reducción del uso de recursos y su gestión circular. La comunidad ha ido adaptando los espacios de la masía a las necesidades espaciales del grupo en función del grado de privacidad: espacios públicos, espacios comunitarios y espacios privados para cada Unidad de Convivencia.

Perfil La Borda

El segundo perfil elegido reside en la cooperativa de vivienda en cesión de uso La Borda. El edificio plurifamiliar fue construido a partir de un proceso proyectual participativo entre los cooperativistas. El edificio, que también se compone de espacios de pública concurrencia, comunitarios y privados, fue diseñado con estrategias bioclimáticas como muestra de la conciencia ambiental de sus ocupantes. A diferencia del perfil anterior, los espacios privados de la Unidad de Convivencia ocupan más superficie que los espacios comunitarios, y en lo que se refiere a los flujos, está conectado a todas las redes de suministros de la ciudad.  


La cooperativa de vivienda La Borda es una promoción auto-organizada por sus usuarias para acceder a una vivienda digna, no especulativa y que pone en el centro su valor de uso, a través de una estructura colectiva. 

Perfil Base

Este perfil, se ha creado a partir de diversas estadísticas de edificios plurifamiliares conectados a las redes de suministro. Para conocer las necesidades espaciales de este perfil, se ha escogido un edificio de vivienda pública muy cercano al emplazamiento propuesto. En este edificio plurifamiliar, en el que también se encuentran los tres tipos de espacios descritos en los perfiles anteriores, se da prioridad a los espacios privados. 

Aprovechar los recursos existentes

¿Cuántas personas podrían vivir en Sant Llàtzer, Can Masdeu, autoabasteciéndose del territorio? 

Desde la perspectiva de provechar los recursos existentes antes de generar otros nuevos, se calcula cuántas personas podrían vivir en el antiguo hospital de Sant Llàtzer autoabasteciéndose de los recursos naturales de la parcela donde se encuentra. 

Por un lado, se calcula la capacidad que tiene el antiguo hospital de ofrecer alojamiento según las necesidades espaciales de cada perfil. La plataforma Ressuscitem Sant Llàtzer está desarrollando un proyecto para convertir la mitad del edificio en un equipamiento de Justicia Climática, por lo que solo se cuenta con el 50% del edificio, unos 2.794 m² construidos.

Por otro lado, el hospital no está conectado a las redes de suministro. Se plantea pues, aprovechar los recursos naturales de la parcela para generar la habitabilidad necesaria. Para las exigencias de calefacción y agua caliente sanitaria se propone una caldera alimentada por la biomasa que se pueda obtener de la misma parcela. Para la iluminación, los aparatos eléctricos y la cocción se colocarán placas fotovoltaicas en la cubierta del edificio. Por último, para las necesidades hídricas se proyecta una recogida de aguas en la cubierta, depósitos de acumulación, la rehabilitación de una balsa cercana existente y el uso del agua de una la mina cercana para beber. De esta manera una vez establecidas las fuentes energéticas, los suministros y las instalaciones disponibles, podremos marcar los límites que definirán la posibilidad de vivir en este emplazamiento.

Una vez que se conocen las necesidades de cada perfil, se compara con los recursos que se puede obtener de la parcela de Sant Llàtzer y se calcula el número máximo de personas que podría vivir allí. En la gráfica queda reflejado el número máximo de personas que podría habitar en el antiguo hospital según sus necesidades de: calefacción y agua caliente sanitaria (rojo), aparatos eléctricos, iluminación y cocción (naranja), agua (gris) y superficie habitable (azul). A partir del factor más limitante se establece el tamaño máximo de cada comunidad: con el perfil Can Masdeu podrían vivir hasta 57 personas, con el perfil La Borda 35 personas y con el perfil Base 40 personas.

Como muestra de la repercusión que tiene nuestro modo de vida, en la gráfica se aprecia cómo el factor más o menos limitante varía según el perfil. 

El factor menos limitante para el perfil Can Masdeu es la necesidad de calefacción y agua caliente sanitaria. El más limitante, en cambio, es el techo habitable disponible. Ello indica cómo este perfil está acostumbrado a disponer de más espacio, sobre todo del tipo comunitario, pero admite como confort unas temperaturas inferiores durante los meses fríos y/o gestiona mejor los recursos para obtenerlo. 

Contrariamente, el perfil Base encuentra su mayor limitación en la calefacción y ACS, y la menor en la cantidad de espacio disponible. El perfil base suele vivir en espacios más reducidos, pero, a cambio, el uso de recursos para obtener la temperatura de confort durante el invierno es más alta. 

Por último, el perfil La Borda coincide con el perfil Base en su mayor limitación, mientras que la necesidad menos limitante es el uso de electricidad, cocción e iluminación. Seguramente al tratarse de un perfil que vive en un edificio construido recientemente, que dispone de equipos más eficientes y espacios comunitarios, consume menos electricidad. En cambio, tiene una necesidad de confort térmico elevada. 


El emplazamiento: Antiguo hospital de Sant Llàtzer


El emplazamiento se sitúa en el valle de Can Masdeu. El valle ha sido una zona donde históricamente se han aprovechado los recursos del territorio y se ha cultivado la tierra para abastecer a los habitantes de la ciudad. 
La parcela, con un total de 30.756 m2, forma parte de la densa área forestal de Collserola. El antiguo hospital de Sant Llàtzer, construido en 1950, y con 5.588 m2 edificados, se utilizó como sanatorio para niños con tuberculosis. En 1973 se cerró y hasta la actualidad, casi 50 años más tarde, permanece vacío y sin uso.


Ione Beiztegui Gonzalez de Durana. Nació en Vitoria – Gasteiz el 21 de enero de 1993. Se mudó a Barcelona para estudiar arquitectura en la Escuela Técnica Superior de Arquitectura de Barcelona de la UPC, graduándose en 2018. Tras un intercambio universitario anual en Porto Alegre, Brasil y la realización de prácticas laborales en la administración de Barcelona, trabajó en distintos estudios de arquitectura de Barcelona al tiempo que cursaba el Máster de Intervención Sostenible en el Medio Construido en la ETSAV (UPC). Actualmente trabaja en Arqbag Cooperativa d’arquitectura.
Mail: ione.beiztegui@gmail.com

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

¿Te gustó este artículo?
¡Apoya a EcoHabitar!


Suscríbete al boletín


 

ANUNCIO
escudos térmicos by Mateu Ortoneda escudos térmicos by Mateu Ortoneda escudos térmicos by Mateu Ortoneda
ANUNCIO

Categorías

Síguenos

Tu tienda0
Aún no agregaste productos.
Seguir viendo
0